Menú

Cómo mantener la tapicería del sofá perfecta con niños

Cómo mantener la tapicería del sofá perfecta con niños

La fórmula de sofá limpio y niños cerca a veces no es la más apropiada, porque ya conocemos a los más pequeños de la casa que andan jugando por el suelo, se manchan constantemente y sus manos van a parar a la tapicería de nuestro querido sofá. Para mantener la tapicería del sofá perfecta con niños en casa, te vamos a contar unos trucos y consejos que te ayudarán a que tu sitio de relax siga estando cuidado como el primer día.

Usa el aspirador para la suciedad

A los niños les encanta comer gusanitos, patatas y otras chucherías, estas las devoran unas tras otras sentados en el sofá, yendo a parar los restos de la comida a los huecos inalcanzables que hay entre los cojines. Para poder retirarlos fácilmente, al igual que las pelusas que se quedan impregnadas debido al tiempo, o el polvo y otras suciedades es aconsejable pasar al menos una vez a la semana el aspirador. Algunos modelos suelen contar con cabezales para tapicerías de sofás, por lo que te recomendamos que los utilices, ya que cuidarás más el tejido. Sino, úsalo con precaución, para no dañar nada.

Elimina la mancha a tiempo

En el cuidado de nuestro sofá no vale el más tarde lo quito. Es importante que cualquier mancha que veamos y sobre todo que esté fresca la eliminemos al momento, puesto que, de lo contrario, nos costará mucho más trabajo del que inicialmente podría haber costado. Nos recomiendan desde Sofas Valencia que muchos tejidos se limpian solamente con agua y un paño de microfibras. Además, nos dicen que es aconsejable pasarle dicho paño humedecido con un poco de jabón líquido, haciendo la pasada siempre en el sentido del tejido y no al contrario. De esta manera nos será más fácil mantener la tapicería como nueva.

Lo importante en estos casos, además de detectar y limpiar la mancha al momento, es también quitar los restos para que el tejido no siga absorbiendo. Quizás el pequeño estaba comiendo un plato de macarrones o espaguetis y los ha tirado en lo alto del sofá, por lo que lo primero que tendrás que hacer es quitar la parte más grande con unas servilletas de papel de cocina, para luego aplicarle el truco del paño y el jabón líquido.

En el mercado venden muchos productos para la limpieza de la tapicería. En ocasiones puede ayudarte, pero realmente con algo de jabón del que usas por ejemplo para lavarte las manos o lavavajillas van perfectos. Ahora bien, si tienes una mancha muy resistente, quizás uno de estos productos que venden en cualquier supermercado hará maravillas con tu sofá, pero evita que la mancha se seque.

Tapicería en sofás de cuero

Cuando vemos una mancha en nuestro sofá de cuero o piel, nos llevamos las manos a la cabeza y buscamos incansablemente por la casa al pequeño para saber cómo se ha atrevido a mancharnos nuestro querido sofá. En el caso de este tipo de tapicería, debemos recordar que, al ser mucho más delicada, lo recomendable es que la limpieza se realice a diario, tanto con un pequeño paño humedecido en algo de agua, como también eliminar la posible grasa o manchas que se queden adheridas.

Funda para sofás

Es quizás una de las soluciones más drásticas para los niños más rebeldes y que ensucian sin parar. Si no puedes frenar el ímpetu del pequeño, lo más aconsejable será que compres una funda lavable para tu sofá, puesto que te quitará de muchos problemas y cuando crezca, podrás tener tu sofá en condiciones. Aunque es una de las soluciones que la gente más suele utilizar, a nosotros no nos gusta demasiado, por el hecho de que al final no disfrutas del todo el sofá que has adquirido. Si miras por Internet o en tiendas especializadas podrás encontrar muchos tipos de fundas, desde las de tela, como también otro tipo de cobertores que son de plástico y que ni el agua va a conseguir penetrar y dañar la tapicería de nuestro sofá.

Otro consejo que podemos darte, si todavía no te has comprado el sofá, es que puedes adquirir uno que sea desenfundable, es decir, que tenga una funda que se pueda meter en la lavadora para que, cuando tenga muchas manchas o mal color, puedas darle un lavado y dejarlo como nuevo, pero siempre leyendo las indicaciones del fabricante para no estropear el tejido.

Sofá perfecto con una vaporeta

Para los que desean tener un sofá para toda la vida sin una sola mancha, la solución se encuentra en comprar una vaporeta. Estos pequeños aparatos hacen maravillas en tu sofá, puesto que son capaces hasta de eliminar la mancha más pegada. Si tienes una vaporeta, lo mejor es que puedas pasarla al menos una vez al mes, o si deseas mucha mayor limpieza, sustituir el aspirador por este elemento, aunque realmente si quieres tener una tapicería como nueva, con una pasada de cada pequeño electrodoméstico nadie pensará que tu sofá lleva muchos años contigo.

¡Comparte, aprende y diviértete!
Share on FacebookShare on Google+Pin on PinterestTweet about this on TwitterEmail this to someone
Calificación: 0/5 (0 votos).

También te interesará:

Envía un comentario
Más en Escuela de padres
10 señales de una mala niñera

¿Piensas que la niñera no cuida bien a tus hijos? ¿Tienes sospechas de que puede ser muy despreocupada o de...

Cerrar