Menú

Frases de ánimo

La vida es una sucesión de lecciones que debe ser vivida para entenderse.

Si quieres ser feliz en esta vida tendrás que aprender a amar, a perdonar y a olvidar. Hoy te lo dice un amigo y mañana se encargará de decírtelo la vida.

Si lo puedes soñar, lo puedes lograr. Si puedes luchar por alcanzarlo ya es casi tuyo. Nada es imposible si tú haces lo posible para lograrlo.

El día puede ser bueno o malo, eso depende de tu conducta.

Inténtalo y fracasa, pero no fracases en intentarlo.

Deberías pelear para vivir la vida, para sufrirla y también para gozarla. La vida puede ser maravillosa si no le tienes miedo.

Levántate, sonríele a la vida y sigue tu camino; no es tiempo de llorar, es tiempo de ir hacia delante y ser feliz. Sonríe, hazle saber a todos que hoy eres más fuerte que ayer.

La alegría suele entrar por esa puerta que se te había olvidado cerrar.

Recuerda siempre que eres más grandes que tus circunstancias, eres más que cualquier cosa que te pueda ocurrir.

Estabas muy equivocado si pensabas que el éxito en la vida consistía en vencer siempre, el verdadero éxito está en saber no rendirse nunca.

El crecimiento es un proceso de prueba y error: es una experimentación. Los experimentos fallidos forman parte del proceso en igual medida que el experimento que funciona bien.

Si tienes un objetivo y quieres perseguirlo, recuerda, la edad no es un factor limitante.

La única diferencia entre un buen y un mal día es tu actitud.

La vida me susurraba constantemente que me haría feliz, pero antes de todo me quería hacer fuerte.

Si tienes que hace alguna locura por amor hazlo, ningún psicólogo lo entenderá, pero tu corazón lo agradecerá.

Siempre tendemos a engrandecer nuestros problemas. Si hiciéramos lo mismo con nuestras alegrías, seríamos mucho más felices.

Nunca digas nada de ti mismo que no quieres que se convierta en realidad.

A veces empiezas algo y no funciona, pero el hecho de que no siempre funcione debería darte confianza, porque significa que estás haciendo algo que a muchos otros les aterra.

Quien te hace daño hoy, es quien mañana te necesita y a quien desprecies hoy, mañana puede ser tu tabla de salvación.

Los grandes árboles de la naturaleza surgieron de indefensas semillas.

Incluso si te caes de cara, sigues moviéndote hacia adelante.

Una persona usualmente se convierte en aquello que él cree que es. Si yo sigo diciéndome a mí mismo que no puedo hacer algo, es posible que yo termine siendo incapaz de hacerlo. Por el contrario, si yo tengo la creencia que sí puedo hacerlo, con seguridad yo adquiriré la capacidad de realizarlo, aunque no la haya tenido al principio.

Solo existen dos días en los que no se pueden hacer nada, uno se llama ayer y el otro mañana. Así que hoy es el día de amar, crecer, superarte, ser feliz, pero por sobre todas las cosas vivir.

No ignores las cosas negativas: tómalas y conviértelas en positivas.

Mantén tu cara hacia el Sol y no podrás ver una sombra.

Sólo una cosa convierte en imposible un sueño: el miedo a fracasar.

En el momento que dejas de pensar en lo que puede pasar, empiezas a disfrutar de lo que está pasando.

No eres un mártir, simplemente no estás mostrando la actitud correcta.

Todos nuestros sueños se pueden hacer realidad si tenemos el coraje de perseguirlos.

Hay momentos en que las tribulaciones se presentan en nuestras vidas y no podemos evitarlas. Pero están allí por algún motivo. Sólo cuando ya las hemos superado entenderemos por qué estaban allí.

Los pesimistas solo ven un final sin esperanza. Los optimistas ven una esperanza sin final.

Comienza a ser ahora lo que serás de ahora en adelante.

No temas fallar. No es fallar, sino apuntar muy bajo el error. Con grandes aspiraciones, es glorioso incluso fallar.

Hay palabras que abren heridas, pero otras abren caminos. Hay problemas que parece que nos desordenan la vida, pero al final le dan el orden adecuado.

El mejor regalo que te puedes dar a ti mismo es un poco de tu propia atención.

Si vives en un mundo negativo, es tu decisión hacerlo positivo.

Si no puedes volar, corre, si no puedes correr, camina, si no puedes caminar, gatea, pero hagas lo que hagas, sigue adelante.

Puedes tener cualquier cosa que quieras si estás dispuesto a renunciar a la creencia de que no lo puedes tener.

Cada día cuando levantes tu cuerpo de la cama, no olvides levantar también tu entusiasmo y tu fe.

Mantente alejado de aquellas personas que tratan de menospreciar tus ambiciones. Las personas pequeñas siempre lo hacen, pero los verdaderamente grandes hacen sentirte que tú también puedes ser grande.

Frases de ánimo cortas para alegrar el día

Todos tenemos alguna que otra vez días malos, en los que, sin saber muy bien cómo, sentimos que necesitamos que las cosas nos vayan mejor y saber exactamente el camino que debemos de tomar en nuestra vida. En muchos casos, esto se soluciona teniendo una actitud positiva, ser optimista y luchar por aquello que queremos. En estas frases de ánimo que te hemos seleccionado encontrarás ese pequeño empujón motivacional que necesitas, y que te ayudará no solo a lograr los objetivos que tienes frente a ti, sino también a terminar por una vez por todas tus miedos y los obstáculos que puedas encontrarte en un futuro.

Las frases de ánimo te ayudarán a alegrarte el día, a superar tus inseguridades y a dar lo mejor de ti. Es importante que sepas que eres capaz de hacer todo lo que te propongas sin limitaciones, y con estos mensajes y un poco de voluntad y esfuerzo por tu parte, lo conseguirás. Recuerda que, en el caso de que sientas que una persona que está a tu lado, ya sea un amigo, un novio o un familiar, se encuentre triste, sin motivación o sin ganas, puedes compartir con ella una de estas frases para subir el ánimo, ya que con total seguridad empezará a sentirse agradecido y a ver la vida de una manera mucho más diferente.

¡Comparte, aprende y diviértete!
Share on FacebookShare on Google+Pin on PinterestTweet about this on TwitterEmail this to someone
Calificación: 4.7/5 (266 votos).

También te interesará:

Envía un comentario
Más en Frases bonitas
Frases cortas
Frases cortas

Pensar es el trabajo más duro, lo cuál es la probable razón de que pocos lo practiquen. El peor enemigo...

Cerrar